garbanzos con espinacas

Si hay una tapa típica en Andalucía es los garbanzos con espinacas. Se suele preparar mucho en cuaresma y se come especialmente en Sevilla. Este plato es super fácil de preparar, vegetariano y vegano, muy nutritivo ¡y hasta dietético!. La receta es parecida a las espinacas al Sacromonte, no se necesita mucho dinero para prepararla, y si no tienes mucho tiempo puedes hacerlos con garbanzos cocidos de bote. Apunta nuestra receta tan andaluza seguro que te encanta:

Ingredientes

  • 500 gramos de garbanzos cocidos o 400 gramos de garbanzos secos
  • 500 gramos de espinacas frescas
  • 3 dientes de ajo
  • Unas rodajas de pan duro
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • Pimienta negra
  • Vinagre de Jerez
  • Aceite de oliva
  • Sal

Preparación de los garbanzos con espinacas

La noche anterior se ponen a remojo los garbanzos con bastante agua con una cucharadita de sal o bicarbonato, si optamos por los garbanzos secos. El día siguiente ponemos a cocer los garbanzos en una olla con dos litros de agua. Se pueden cocer en olla rápida o normal, en la olla normal tardarán más en cocerse.

Cuando los garbanzos estén ya poniéndose tiernos añadimos las espinacas previamente lavadas y dejamos cociendo 10 minutos con los garbanzos o si lo preferimos las cocemos por separado. Cuando estén ya cocidos los garbanzos y las espinacas se escurren y reservamos.

Pelamos los ajos y los cortamos en rodajas, y los salteamos con un chorreón de aceite de oliva en una sartén bien grande hasta que estén dorados. Hacemos un majao con migas de pan duro, los ajos dorados, el pimentón dulce, pimienta negra molida, un chorreoncito de vinagre de Jerez, y un poco de agua. Trituramos todo en el mortero o con la batidora.

Echamos los garbanzos y las espinacas en la sartén donde hemos dorado los ajos y le añadimos el majao, calentamos y removemos todo junto y en unos 5 minutos ya tendremos nuestra receta de garbanzos con espinacas. Lo podemos servir acompañados con unas rodajas de pan tostado o frito, y hay quien le añade bacalao desmigado o unas tajadas de carne o chacinas fritas.

Como alternativa a las espinacas se pueden usar acelgas, y se le puede añadir también  tomate frito o zanahoria cocida en rodajas. También se puede hacer con esta base un plato de cuchara si se le añade más agua a la receta, y si te gusta el comino hay quien le añade comino también al majao, aunque se pueden añadir o variar las especias que se prefieran.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here