Durante el pasado día tres de marzo tuvo lugar en la localidad onubense de Almonte, la culminación de la Peregrinación extraordinaria de la Hermandad del Rocío de Huelva a Almonte. Una peregrinación tan tradicional como llena de sentimiento para miles de personas, a la cual pudimos asistir de primera mano y poder comprobar cuán grande es el tremendo sentimiento que se vive por El Rocío.

Con un amanecer nublado y lluvias dispersas que por un momento nos amenazaron a todos, la Hermandad de Huelva entró en la Iglesia de Almonte a poco más de la una y cuarto de la tarde, después de que miles de personas contemplasen en un silencio absoluto a excepción de la música que proporcionaba la banda cuando avanzaban a paso lento pero decidido. 

Estando en pleno Año Jubilar, debemos tener muy en cuenta que esta peregrinación de la Hermandad del Rocío de Huelva ha recorrido parte del Parque Natural de Doñana, siendo una de las más emotivas que se celebran poco antes de la llegada de El Rocío en mayo.  La Iglesia de la Asunción recibió la imagen de la hermandad y poco después, se celebró la misa correspondiente con la Virgen del Rocío como testigo.

Siglos atrás se remontan los primeros documentos en los que se daba cuenta y buena fe de que en épocas de sequía, hambruna o en general de malos tiempos, los almonteños trasladaban la Virgen del Rocío desde su aldea hasta el pueblo onubense, estando allí el tiempo suficiente hasta que el mal pasase y se pudiese peregrinar su vuelta. Hoy día aquel mágico movimiento ha acabado por ser una auténtica tradición que congrega a miles y miles de personas. Este hecho promueve además que muchas hermandades peregrinen hasta la Iglesia de Almonte y sean recibidos en una expectación máxima. Al fin y al cabo, la romería de la Virgen del Rocío que acompaña la primavera es prácticamente la más importante de toda España.

Visita a la aldea de El Rocío

La aldea de El Rocío se sitúa a no muchos kilómetros de distancia de Almonte. Es la cuna de la Virgen del Rocío ya que allí reside la ermita que lleva su nombre. Este lugar es el punto cumbre de la romería de El Rocío una vez se asienta la primavera, lugar que congrega a más de un millón de personas y que se convierte en inolvidable  y mágico. Un hecho muy importante y que puedes ver en la galería de fotos, es que la imagen no se encuentra en su interior, ya que como te lo mencionamos anteriormente, se encuentra en Almonte.

Junto a la ermita de El Rocío se localiza la Capilla Votiva en honor a la Virgen del Rocío, en la cual se pueden depositar velas y se pueden tocar las manos de la escultura que representa a la virgen. La aldea de El Rocío está enclavado en un punto donde se puede apreciar parte del Parque Natural de Doñana, ofreciendo unas vistas espectaculares y un gran lugar de recreo que, excepto en la romería de El Rocío, se considera un lugar perfecto para poder pasar un día en familia.

1 Comentario

Dejar respuesta