Constantina

Constantina es un pueblo que se encuentra en pleno Parque Natural de la Sierra Norte de Sevilla, a 87 kilómetros de la capital. Constantina comenzó como un antiguo asentamiento romano y no empezó a tener importancia hasta la época árabe, cuando fue fortificada con un castillo y varias torres almenaras, de época musulmana es también el barrio de la morería, de los más antiguos de la villa.

Tras la reconquista cristiana Constantina pasó a ser parte de Córdoba, pero un siglo más tarde Alfonso X la donó a la capital hispalense. Es en la época cristiana cuando se comienzan a edificar los actuales templos religiosos y casas señoriales que se reparten por el núcleo urbano de Constantina.

Constantina

Su caserío se reparte a las orillas del llamado Río de la Villa que pasa bajo parte de su casco urbano y es atravesado por un antiguo puente romano. Su centro histórico fue declarado Conjunto Histórico y el rico patrimonio arquitectónico de Constantina está compuesto por numerosos Bienes de Interés Cultural:

Castillo Constantina

El Castillo de Constantina se levanta en el llamado Cerro del Hierro y se le conoce como el Castillo de la Armada o el Castillo de la Ciudaleja. Es una fortaleza de origen árabe que se construyó en el estratégico cerro desde el que se divisa todo el Valle de la Osa, su origen es muy antiguo, ya que se levantó sobre los restos de un castillo romano anterior. Hoy día solo quedan dos torres de las siete que formaban la fortificación, pero se conserva su patio de armas y su antigua aljibe semienterrada. Lo mejor de la visita al castillo son las maravillosas vistas panorámicas de toda Constantina y su entorno.

Iglesia Maria Encarnacion

En la Plaza Llano de Sol adorna el centro histórico de Constantina la Iglesia Parroquial de Santa María de la Encarnación (Siglo XV), su imponente torre de seis cuerpos y cincuenta metros de alto se vislumbra desde muchos puntos de la villa, fue diseñada por el arquitecto Hernán Ruiz II. La iglesia mezcla los estilos renacentista y mudéjar sevillano, su interior se divide en tres naves cubiertas por bóvedas de aristas sobre arcos apuntados.

La otra iglesia se sitúa en la Calle Mesones, es la Iglesia de San Juán de Dios del Siglo XVIII que representa de forma sencilla el estilo barroco sevillano. Hoy día es sede de la Hermandad de la Amargura, que conserva el único cristo que se salvó en la Guerra Civil al ser guardado por un vecino en una tinaja de aceite, es por ello que al Cristo de la Humildad y Paciencia se le conoce popularmente como el “Cristo del Aceite”.

Su antigua iglesia del Siglo XVIII tuvo que ser restaurada hace poco, pues solo se conservaba la portada barroca con su espadaña, estamos hablando de la antigua Iglesia de la Concepción que se encuentra en la Plaza de España junto a edificios señoriales de la época como la Casa Palacio de los Condes de Fuente el Salce.

Ermita de Nuestro Padre Jesus

Junta al jardín de Santa Ana encontramos la Ermita de Nuestro Padre Jesús, que fue edificada durante el Siglo XVIII sobre otro templo anterior. Es de estilo barroco sevillano y destaca la espadaña de dos cuerpos que corona su portada, es la actual sede de la Hermandad de Nuestro Padre Jesús.

Ermita Virgen del Robledo

A dos kilómetros del casco urbano está la Ermita de Nuestra Señora del Robledo(S. XVIII) mezcla los estilos mudéjar y barroco sevillano. Destaca su cúpula de media naranja coronada con una linterna y adornada con pinturas murales en su interior. Cada año alberga la feria que se celebra los días 16, 17 y 18 de agosto.

Ermita Virgen de la Yedra

También se conservan las ruinas de la antigua Ermita de Nuestra Señora de la Hiedra, esta obra renacentista del Siglo XVI donde también intervino Hernán Ruiz II conserva sus fachadas exteriores y su portada con la espadaña.

Varios conventos formaron parte de los templos religiosos de Constantina: el Convento de Santa Clara es una construcción moderna que conserva una portada barroca del Siglo XVIII, y el Claustro del antiguo Convento del Tardón (Siglo XVI) con un patio interior de estilo mudéjar.

Lo curioso es que su actual monasterio, conocido como el Convento”La Carlina” nunca fue un templo religioso, siempre fue un cortijo de campo hasta que lo compró en los años cincuenta un político belga exiliado tras la segunda guerra mundial. Este lo transformó por completo en un palacete con hermosos jardines que pronto destacó en el paisaje de Constantina como el “Castillo Blanco”. En los años 60 el banco embargó el palacete a su propietario que tuvo mala suerte en los negocios, y posteriormente pasó a ser propiedad del ayuntamiento, que lo donó a las monjas jerónimas en 2008 tras su restauración.

Y para terminar con las obras religiosas mencionar el Monumento al Sagrado Corazón de Jesús (1954), una obra diocesana impulsada por el párroco Padre Félix para exaltar la devoción del pueblo. Junto al castillo se levanta este Cristo de cinco metros que bendice al pueblo desde el cerro que lo domina, junto a la capilla que se hizo bajo el monumento mide dieciséis metros de alto.

Si vienes a Constantina para disfrutar del turismo rural te recomendamos visitar el edificio rústico “Los pozos de la Nieve, está a dos kilómetros del casco urbano en la carretera que va a Cazalla de la Sierra. Este edificio del Siglo XVII debe su nombre a los dos pozos que conserva donde se guardaba la nieve, hoy día es un alojamiento rural que por conservar su originalidad ha recibido una mención a nivel europeo por su contribución a la Conservación al Patrimonio Cultural y un premio a la Conservación del Patrimonio.

Gastronomía

En Constantina se hacen aceite de oliva y vinos de la tierra ambos fundamentales en la gastronomía local al igual que los embutidos y el jamón ibérico de sus cerdos. Típicos en verano son los gazpachos de tomate o hierbabuena, y en invierno las migas y las calderetas de carnes. Sus productos de temporada son en primavera los espárragos, hinojos y tagarninas, y en otoño las setas, gallipiernas y faisanes.

De la repostería típica andaluza se encargan las monjas jerónimas y los obradores locales, y para beber aparte del vino se realizan de forma artesanal el anís y la crema de guindas.

Fiestas de Constantina

En Constantina se celebran los carnavales en febrero, en marzo el Vía Crucis del Miércoles de Ceniza, la Semana Santa y el concurso de las Cruces de Mayo, en julio la “Velá” de la Amargura el viernes 11 y sábado 12 y la “Velá” de Santa Ana el sábado 26.

En agosto es la feria en honor a la Patrona Virgen del Robledo, aproximadamente del 2 al 10 culminando con la romería de la Virgen hacia el pueblo. El 14 de agosto se hace una ofrenda floral a la Virgen del Robledo en la Parroquia Santa María de la Encarnación y el 15 vuelve en procesión a su ermita. Y del 21 al 24 de agosto se celebran las fiestas locales en el Paseo de la Alameda.

1 Comentario

  1. Interesante . Aprendo algo con cada blog todos los días. Siempre es grato poder disfrutar el contenido de otros escritores. Me gustaría usar algo de tu blog en mi web, naturalmente pondré un enlace , si me lo permites. Gracias por compartir.
    turismo rural valencia

Dejar respuesta